Reseña: El encuadernador

  • Título: El encuadernador (The Binding)
  • Autor:  Bridget Collins    
  • Traductor: Nieves Calvino Gutiérrez
  • Género: romance/fantasía
  • Editorial:Plaza y Janés
“Y si los libros se queman, yo voy detrás, ¿entiendes”

¡Bienvenidos un día más al blog! Hoy os traigo una lectura muy especial en muchos aspectos. En primer lugar, ha sido lectura conjunta con La Estantería de Cho y Magia en la Tinta, dos bloggeras con las que la lectura ha sido maravillosa (necesito leer más con vosotras).

En segundo lugar, porque no apostaba demasiado por el libro y me ha dado en los hocicos, porque al final me ha enamorado de tal forma que hacer esta reseña me va a costar mucho, porque no voy a ser demasiado objetiva. Pero empecemos con lo que de verdad os importa: el libro.

SINOPSIS

En esta novela nos encontramos con Emmet, un joven que parece sufrir una extraña enfermedad que no sabe cómo explicar: un día estaba bien y, después, todo se volvió oscuridad. Una extraña fiebre que le obliga a abandonar la granja en la que vive con su familia para irse con Seredith, una encuadernadora que le enseñará los rudimentos de un oficio que Emmet, como gran parte de la sociedad, rechaza….

Sobre la autora

Bridget Collins estudió filológica inglesa e Interpretación. Antes de El Encuadernador había escrito siete novelas, aunque con esta se ha mostrado como una escritora revelación en Reino Unido, catapultándola a las listas de los más vendidos (y con razón).

Comenzaré hablando del género de la novela, ya que como podéis ver la he englobado en romance y fantasía. Sabéis que yo no soy muy fan de encasillar los libros y que lo suelo hacer de una manera bastante general, sin ahondar en géneros, pero en esta ocasión lo he creído necesario, porque al principio la historia parece que va a girar en torno a un mundo fantástico en el que algunas personas pueden hacer olvidar a otras mediante las encuadernaciones, pero después eso deriva en la recuperación de los recuerdos perdidos de dos jóvenes que se han visto obligados a olvidarse….

Ya sabéis que yo no soy fan de las novelas románticas, aunque siempre me gusta que haya historias de amor entretejidas en la trama principal (siempre que estén bien llevadas, claro). Si hubiera leído reseñas de esta novela antes de leerla es muy probable que no lo hubiera hecho, porque que fuera romántico me hubiera tirado para atrás y, sin embargo, aquí me tenéis, fangirleando como una loca porque todo en este libro me ha parecido maravilloso.

La novela se divide en tres partes, cada una tiene un narrador y un punto de vista distinto. En la primera parte nos encontramos con una primera persona: Emmet, uno de los personajes protagonistas. Cuando comenzó pensé que o bien me encantaba o me producía un rechazo completo, sin embargo es una primera persona muy bien llevada. Emmet es un chico tranquilo y trabajador y eso se ve plasmado en el papel. Todo parece transcurrir con calma y entendemos perfectamente cómo se siente el protagonista en cada momento. Hay ciertos episodios en los que el joven se siente confuso, siente que algo está mal y no es capaz de ver qué, y eso se le transmite al lector, que se siente inquieto y con ganas de saber más. En esta parte los capítulos parecen ser lentos, pero al final siempre hay algo que te impulsa a seguir leyendo no de manera obsesiva pero sí sin pausa. Con esto quiero decir que la forma en la que terminan los capítulos te permite pausar la lectura si así es necesario sin sentir ansia por saber lo que está pasando, pero a la vez cuando lo lees de nuevo recuerdas por qué quieres continuar leyendo. Si no sois de lecturas lentas quizá esta primera parte se os pueda hacer un poco pesada, pero merece la pena llegar por lo menos a la segunda parte.

¿Por qué hay que llegar a la segunda parte? Porque el tono cambia totalmente. En esta ocasión nos encontramos con una tercera persona y, además, con un salto al pasado donde se nos explica cómo Emmet llegó hasta el punto de arranque de la lectura. En ese momento la confusión que Emmet había transmitido al lector desaparece, se nos explica todo y es cuando de verdad nos enamoramos de Emmet y queremos que él salga del pozo en el que parece que se ha sumergido.

Esta segunda parte tiene mucho más diálogo y acción y se lee mucho más rápido. Aquí podemos conocer de verdad a los personajes y sufrir como sufren ellos. Me ha llamado la atención lo bien que escribe la autora sobre sentimientos. Hay dos rupturas de corazón en esta parte y las dos están descritas con tanto mimo y con tanta pasión que al leerlas no puedes evitar que una parte pequeñita de ti se rompa. Y no me puedo creer que yo esté diciendo esto.

La tercera parte….Es la que menos me ha gustado. Cambiamos de nuevo a la primera persona, en esta ocasión a Lucien, el otro protagonista de la historia. Lucien es un joven que se nos muestra como un malcriado que quiere ser un rebelde. Desprecia a los encuadernadores debido al uso que su padre hace de ellos, sin embargo su idea sobre ellos cambiará cuando conozca a Emmet.

Esta parte al principio es un poco confusa y está escrita de manera distinta a la primera, cosa que es normal porque el protagonista es otro y tiene un carácter totalmente diferente. La verdad es que esto es algo bueno, porque la autora ha sabido presentar a los personajes perfectamente por su manera de contar la historia.

En cuanto al final, me ha parecido un poco precipitado. Quizá esto es porque toda la novela es de ritmo lento y cuando son tan lentas sí que me gusta que el final sea completamente cerrado, aunque el hecho de que deje algunas cosas a la imaginación del lector me encanta también.

La verdad es que esta novela ha sido todo un descubrimiento. No me arrepiento para nada de haberla leído y ha roto con creces la maña racha de lecturas que llevaba, así que sin duda alguna os la tengo que recomendar. Tenéis que leerla y disfrutarla.

Valoración: 9/10

Reseña: La sombra de los elegidos

  • Título: La sombra de los elegidos
  • Autor: B.Bordoy Barceló
  • Género: ciencia ficción
  • Precio: 15 € (puedes comprarlo aquí)
“-En la ignorancia no está la salvación”

¡Bienvenidos un día más al blog! Hoy os traigo una reseña que se ha hecho esperar por diversos motivos, por lo que quiero pedir disculpas al autor, que me envió el libro.

Ya sabéis que aunque sea una colaboración mi opinión siempre es 100% sincera y todo lo que digo es porque lo pienso de verdad. Y ahora, sin más entretenimiento, pasemos a hablar de esta novela de ciencia ficción.

Sinopsis:

hace casi 7000 años que la guerra contra los elegidos llegó a su fin, un conflicto que casi arrasó con toda la vida de theia y que posteriormente se conocería como la época oscura. un período en el que héroes de todas las civilizaciones lucharon y dieron sus vidas para conseguir la victoria y establecer las bases de un próspero futuro para el recién formado gobierno galáctico; a día de hoy la comunicad económica y política más importante de la galaxia.
fueron años terribles donde se perdieron civilizaciones enteras y las que consiguieron sobrevivir se convirtieron en un mero reflejo de lo que habían sido; muchas de las cuales aun siguen temerosas de los fantasmas del pasado.
ES AHORA CUANDO GRUNDRY CLADLET, UNA DE LAS MAYORES EMINENCIAS DE LA ROBÓTICA AVANZADA, JUNTO A OTRO GRUPO DE ACADÉMICOS, ES LLAMADO POR LOS GUARDIANES DEL ORDEN DE LA GALAXIA PARA INVESTIGAR UNA SEÑAL QUE HA APARECIDO EN UN SISTEMA ALEJADO DEL NÚCLEO: UN CRUCERO DE COMBATE QUE CAMBIARÁ LA VIDA DEL PROFESOR….

Opinión personal

Estamos ante una novela de ciencia ficción, género al que sabéis que me estoy aficionando, aunque a veces todavía me cuesta meterme en sus dinámicas, sobre todo cuando nos encontramos con una ciencia ficción más pura, como puede ser esta novela. No hay anda que nos recuerde a la Tierra (es más los humanos apenas aparecen y solo como algo anecdótico) por lo que me ha costado bastante entrar en la historia con todos los nombres de las razas y de las guerras y de su tecnología. Creo que algo que no me gusta del género es que siempre los nombres son largos y complicados, por lo que me cuesta muco recordarlos. Lo mismo me sucede con las medidas de tiempo, de peso etc. que se introducen muchos términos que son inventados por lo general y que me obligan a hacer cálculos o a pasar por encima sintiendo que no entiendo en realidad lo que está sucediendo. Lo bueno es que en este caso el autor ha pensado en que esto podía ser un problema para los lectores y al final se ha incluido una pequeña guía donde se explican muchas de estas cosas que pueden llegar a resultare confusas y abrumadoras.

Por otro lado, nos encontramos con una novela en la que se cuentan varias historias que se alternan en el tiempo, por lo que estamos viajando de pasado a presente constantemente. Tengo que reconocer que esto no me ha gustado demasiado, porque sentía que cuando empezaba a entender lo que pasaba en uno de los hilos temporales se cortaba para pasar a otro en el que lo que acaba de leer tenía una relación muy vaga. Además, los capítulos eran muy largos lo que hacía que a veces me saliera de la historia. Realmente no fue hasta la mitad del libro que sentí que quería seguir leyendo a ver qué pasaba, cuando ya todo se encauzaba. En este caso sí que veo que es un libro de principio lento y a lo mejor en otro género no me importa que esto sea así, pero reconozco que en la ciencia ficción me gusta que sea todo mucho más dinámico.

También en relación al argumento nos encontramos con otra tercera historia que se va entrelazando con las demás a través de pequeños fragmentos al comienzo de los subcapítulos: son las memorias de Morn, uno de los personajes principales y del que no sabemos nada hasta bien avanzada la historia. En estos pequeños fragmentos vamos encontrando la justificación a sus actos y, la verdad, me han parecido muy interesantes y creo que es una de las cosas que hay que resaltar de la novela.

Otra cosa que me ha gustado bastante es el tema de las descripciones de lugares y personajes. Tenemos que recordar que todos los seres que se describen son extraterrestres, por lo que no mantienen la forma humana y a veces hacernos una idea de cómo son puede ser complicada. Creo que en este punto el autor ha estado muy acertado y lo va introduciendo poco a poco y además contamos con un apoyo gráfico, ya que encontramos algunas ilustraciones en el interior. Ya sabéis que estos pequeños detalles me gustan mucho. Además, estas imágenes son en blanco y negro, lo que crea una curiosa sensación en el lector, que tiene la sensación de que no está leyendo un libro, sino que parece que está revisando unas memorias antiguas.

En cuanto a los personajes la verdad es que no me han marcado demasiado. No son muchos pero en realidad son bastante accesorios. Están ahí pero ellos no cuentan la historia. En la parte que narra la guerra son siempre soldados, por lo general de alto nivel, que van mostrando los acontecimientos. En la parte del presente es Grundry el que lleva el peso de la acción y sabemos poco de él: es un experto en robótica a quien le interesa toda la historia olvidada y que pretenden recuperar los conocimientos que tras la guerra fueron borrados. Cuando le encargan hacer el estudio del crucero encuentra uno de esos robots (Morn) y debido a una acusación por parte de sus compañeros (de los que no volvemos a saber nada) se ve obligado a huir.

Sin duda, creo que si sois amantes de la ciencia ficción podríais llegar a disfrutar del libro, pero si no sois muy aficionados al género o todavía no os habéis iniciado en él, probablemente no os guste.

Valoración: 6/10

Reseña: La puerta oscura I

  • Título: La puerta Oscura I, el Viajero
  • Autor: David Lozano
  • Género: terror juvenil
  • Editorial: SM
  • Precio: 5.95 € (lo puedes comprar aquí)
“Los góticos somos gente normal”

David Lozano es un autor español al que yo conocí hace muchos años pero con el que no me he reencontrado hasta hace poco, para ser sinceros. Este libro que hoy reseño es uno de esos libros que tienen una historia detrás para mí y por eso me hacía tanta ilusión leerlo y reseñarlo. Al tener un componente personal tan importante para mí, es probable que esta reseña se salga un poco de lo que suelo hacer, pero ya sabéis que cuando el libro me apasiona no puedo controlar mis impulsos 😛

La puerta oscura I nos cuenta la historia de Pascal, un joven francés que un día accede a ir con sus dos mejores amigos, Dominique y Michelle, a una fiesta de disfraces en Halloween. El destino hace que a la hora exacta en la que se abre una puerta al mundo de los muertos Pascal esté frente a ella (o en ella, más bien), lo que lo convierte en el Viajero, un vivo que tiene el poder de acceder al mundo de los muertos. Pero al permitir el paso del joven al otro mundo, algo del otro mundo accede al nuestro…

La historia es un poco la típica de la literatura juvenil: chico normal, tirando a rarito, descubre que, a lo mejor, es un poco especial, por lo que se tiene que sumergir en una aventura que hará que cambien muchas cosas en su interior. Y, sin embargo, lo que siento al leer esta novela no es lo que siento cuando leo otras novelas del estilo. Y supongo que aquí viene la anécdota que envuelve este libro.

Leí el libro cuando salió, allá por 2008, cuando yo tenía 14 o 15 años. Por aquel entonces mi acceso a la literatura que me gustaba realmente era limitado, porque no tenía facilidades para comprar libros, así que me nutría de lo que compraba la biblioteca de mi barrio, que para esas edades era más bien poco. En aquella época me pasaba los días en la piscina sola, por lo que la afición de leer se incrementó, lo que hacía que devorase todos los libros que caían en mis manos, y este no fue menos. Un día lo encontré en la biblioteca, me llamó la atención la portada de esqueletos, que no se parecía a las demás portadas que había alrededor, y me lo llevé.

El libro me duró una tarde (y si lo véis no es un libro que sea especialmente corto) y me costó el limitado saldo del que disponía mi móvil por aquel entonces, porque no pude evitar comentarlo continuamente con una amiga que también lo había leído a través de sms. Ufff, la vejez.

Después de esta aventura, no volví a saber más del autor, quizá tampoco me preocupé demasiado por investigar sobre él o buscar más libros suyos en la biblioteca, pero tengo que reconocer que nunca olvidé el libro, porque fue uno de esos que me marcó: era un libro de fantasía juvenil que incluía elementos de la literatura de terror a la que ya me estaba aficionando, ¡era un sueño hecho realidad! Es más, me he pasado toda la vida buscando libros del estilo, que siendo más juveniles tuvieran ese elemento terrorífico y creo que no ha sido hasta que conocí a Cotrina que encontré algo que se le pueda asemejar (sé que no es lo mismo, que Cotrina es mucho más duro y que si lo hubiera leído con 14 años a lo mejor me hubiera espantado. O quizá no, vete tú a saber).

Y contada la anécdota que espero que os haya dado una idea del género al que pertenece la novela, tengo que decir que ha sabido envejecer. Cuando decidí volver a releerla (esta vez sabiendo que tenía continuación) me daba miedo que no me gustase, que me pareciera absurda o que no me sintiera identificada con los personajes, como ya me ha pasado cuando he releído otros libros de mi adolescencia, pero todo lo contrario. Es verdad que en esta ocasión no lo he leído en una tarde, que he tardado mucho más, pero también es verdad que ya no tengo 14 años y cero preocupaciones, y, sin embargo, me ha fascinado. Es verdad que la narración es densa y los saltos que se dan dentro de los capítulos para presentarnos los diferentes escenarios que se presentan a veces desconcertaba un poco, pero realmente me ha gustado, porque en todo momento sabes lo que le está sucediendo a cada personaje y no tienes que volver hacia atrás para ver dónde se habían quedado.

Los personajes protagonistas son varios, aunque el primero es Pascal, un joven tímido, de familia española pero afincado en París, un buen estudiante, un buen hijo y un buen amigo. Quizá un poco cobarde pero con buen corazón, que hará lo que sea por recuperar a Michelle, su mejor amiga, a quien la oscuridad está tratando de llevarse.

Michelle, un año mayor que Pascal y Dominique, no aparece demasiado en esta novela. Sabemos que tiene dudas acerca de lo que siente por Pascal (quien le pide salir), que para ella la amistad es lo más importante y que tiene un buen corazón.

Y, por último, Dominique, al que no puedes no querer. Es un joven que va en silla de ruedas y con un carisma desbordante. Dominique me parece el personaje más complejo de todos, ya que bajo toda la luz que irradia, también hay sombras. Debido a su discapacidad, Dominique se ha puesto una coraza de tío duro y a veces un poco chulito, pero por debajo es un osito al que hay que achuchar y querer y por eso estoy deseando saber qué más ocurre con él.

La verdad es que me alegro un montón de haber decidido volver a leer este libro y estoy deseando sacar un hueco para leer la segunda y la tercera parte. Espero que eso suceda pronto y os pueda traer sus reseñas pronto.

¡Nos vemos en la siguiente!

Reseña: Tony Takitani

  • Título: Tony Takitani
  • Autor: Haruki Murakami
  • Traductor: Lourdes Porta
  • Ilustrador: Ignasi Font
  • Género: cuento
  • Editorial: Tusquets editores
  • Número de páginas: 75
  • Precio: 15 € (puedes comprarlo aquí)
“No sentía soledad. Era más cómodo hacer las cosas por sí mismo que tener a alguien agobiándole todo el día”

Bienvenidos un día más al blog. En esta segunda reseña del año quiero traeros a mi querido Murakami, al que ya echábamos de menos por aquí. Para los que no lo conozcáis, os diré que Haruki Murakami nació en Kioto en 1949 y es mundialmente conocido por sus sucesivas nominaciones a los Nobel de literatura aunque, por ahora, no ha recibido dicho premio. En España ha merecido la Orden de las Artes y las Letras. Autor de obras tan aclamadas como Tokio Blues, Norwegian Wood o la más reciente, La muerte del comendador, es uno de mis escritores favoritos, por eso no puedo evitar leer todos y cada uno de sus libros y mostrároslos para ver si os animáis a introduciros en el maravilloso universo murakaniano.

En Toni Takitani nos encontramos con un joven japonés de nombre occidental, con un triste pasado. Un padre que nunca se ocupó demasiado de él, acoso y abandono por parte de sus compañeros debido a su extraño nombre y una mujer que lo abandona antes de lo que debería, sumiendo al joven en una tremenda soledad…

Este relato aparece en el libro Sauce ciego, mujer dormida, una antología del autor, del que se ha extraído para ilustrarlo. Ya nos encontramos con otro ejemplo de cuento ilustrado con La chica del cumpleaños, también de Tusquets, pero en esta ocasión creo que las ilustraciones están mucho mejor.

La prosa de Murakami es calmada siempre, lenta. El relato, a pesar de ser muy breve, se lee muy despacio, siempre esperas que haya un pico de acción que, sin embargo, no se da. Incluso el hecho desencadenante del desenlace sucede como una suave brisa. La verdad es que adoro esta prosa tan densa que casi la puedes masticar, pero, a la vez, es deliciosa, como esos pasteles caseros que son dulces pero pastosos al mismo tiempo.

No tengo mucho que decir, ya que es un único relato y con él no se puede juzgar toda la obra del autor. Tal y como dije con La chica del cumpleaños, este libro no es para iniciarse con Murakami, porque sí, es precioso (las ilustraciones interiores me tienen enamorada), pero es muy breve y su precio quizá es excesivo para un libro que te puedes leer en una hora, por eso creo que es una edición para coleccionistas o forofos del autor, un capricho que los lectores de Murakami nos podemos conceder, quizá para paliar el mono de Murakami.

Yo sé que seguiré leyendo todos los cuentos ilustrados que salgan, aunque ya los haya leído mil veces más, porque creo que son un imprescindible en mi biblioteca.

Valoración: 9/10

Reseña: la prisión

  • Título: La prisión, elige tu propia aventura
  • Autor: Ramón Díez Galaán
  • Género: aventura
  • Editorial: Amazon
  • Número de páginas: 130

¡Bienvenidos al primer post del año! En este año hay muchos nuevos deseos y muchas nuevas lecturas que espero poder compartir con vosotros. Como es costumbre, me gusta empezar el año con lectura autoeditadas. Aquí os dejo con la reseña.

En La prisión, elige tu propia aventura nos encontramos con que no hay una sola historia, sino 31…Sí, como leéis, son historias cortas en las que tienes que elegir qué paso es el siguiente y así tratar de salir de la cárcel en la que te han encerrado de manera injusta.

Este libro es digno de admirar porque hacer un libro con finales alternativos y con tantas historias es algo complicado. Es verdad que es un libro para leer poco a poco porque al final como algunos hechos son repetitivos se hace un poco pesado, pero si dejas algo de tiempo entre una lectura y otra puedes llegar a disfrutarlo mucho. Es un libro que no abulta demasiado, por lo que es perfecto para llevarlo en el bolso o la mochila y leer en ratitos, porque las historias no son demasiado largas y se leen en un ratito.

Los libros de este tipo me encantan y hacía mucho que no encontraba uno con una historia tan atractiva y que fuera tan fácil de leer.

En cuanto a los demás aspecto del libro, los personajes son bastante genéricos, está tu compañero de cuarto y algunas personas que forman parte de las bandas típicas que se ven en las películas carceleras, aunque sin duda lo más interesante es el protagonista, porque eres tú mismo.

Sin duda alguna, si queréis un libro que no os aburra y que sea original este es el vuestro.

Valoración: 6/10

Mejores lecturas de 2019

Se acaba un año más. Un año más que he podido disfrutar con vosotros, queridos lectores. Cada año y poco a poco vamos creciendo, lo que me hace estar muy feliz. Este ha sido un año lleno de altibajos, con momentos de mucha euforia y momentos muy tristes y de mucho bajón. No he podido cumplir con mi reto de Goodreads, pero no me entristezco, porque sé que las lecturas que he hecho las he disfrutado.

Y en la entrada de hoy os muestro algunas de esas lecturas geniales que han hecho de 2019 un buen año lector. No lo voy a plantear como un top 5 o top 10, porque no quiero dejarme fuera ninguno de los libros. El orden que aparecen los libros es en el de lectura, porque si están en este top quiere decir que todos me han gustado por encima de todos los demás

  1. Todo lo que sé sobre los dragones (Nerea Riesco) fue un libro de relatos profundos e intensos que me ayudó a conectar con mi yo femenino. Son delicados y duros y si tenéis oportunidad de leerlo no la dejéis escapar.
  2. La muerte del comendador de Murakami, como no iba a estar en mi top de lecturas mi escritor favorito. Una vez más logró mantenerme enganchada a sus páginas.
  3. Reina Roja y Loba Negra de Juan Gómez Jurado, que han sido sin duda alguna mis mejores audiolecturas. No sé si en papel me hubiesen enganchado de la misma manera, pero no he podido dejar de oírlo y necesito más y más.
  4. Luna de locos de José Antonio Cotrina. Ya sabéis que es uno de mis escritores favoritos y aunque este año además he leído otra de sus novelas, esta destaca porque aparte de que es algo distinto a lo que me tiene acostumbrada, también ha sido una audiolectura genial.
  5. La maldición de Hill House de Shirley Jackson. Es verdad que el final de esta novela me decepcionó mucho, pero durante el resto de la lectura me puso los pelos de punto y me atrapó a unos niveles insospechados.

Esta lista refleja todo lo que he leído y todo lo que he disfrutado este año y espero que para el año que viene pueda volver a hacerla y veros por aquí.

Y vosotros, ¿cuáles serían vuestros libros top?

Reseña: Misery

  • Título: Misery
  • Autor: Stephen King
  • Traductor: María Mir
  • Género: terror
  • Editorial: Orbis
  • Número de páginas: 320
  • Precio: 10, 40 (puedes comprarlo aquí)

Y otra vez Stephen King. Mi obsesión por este autor viene de tiempo atrás, ya sabéis que soy una obsesa de sus novelas y últimamente le estoy leyendo muchísimo, porque tenía ganas de leer terror y porque por mi falta de tiempo necesito libros que sepa que son un acierto seguro (y algunas de mis lecturas actuales no lo son).

Misery, que tiene adaptación al cine, nos cuenta la historia de Paul Sheldon, un escritor conocido por una saga en la que la protagonista es Misery Chastain. Sin embargo, Paul quiere probar cosas nuevas y por eso decide acabar con Misery y empezar otro tipo de narración. Cuando pone punto y final a la que debería ser su próxima novela, decide regresar a casa, pero en el camino le sorprende una tormenta que hace que sufra un accidente. Al despertar se encuentra en casa de Annie Wilkes, que dice ser su fan número uno y quien le obligará a recuperar a su querida Misery…

“Un hombre valiente podía pensar. Un cobarde no”

La verdad es que tenía muchas ganas de leer esta novela, pues es una de las más aclamadas de King, aunque reconozco que la leí con las expectativas bastante bajas, porque ya sé lo que suele pasar cuando todo el mundo dice que tal o cual obra es la mejor, y menos mal que lo hice así.

La historia comienza  bastante bien, la narración es interesante y cuando sucede el accidente y Paul despierta en casa de Annie ya puedes imaginar lo que va a pasar, sin embargo, en el desarrollo de la acción llegó un punto en el que la novela se me hacía bastante repetitiva, ya que Annie solo quiere que Paul escriba y si eso no sucede, se enfada y entra en rabia. Es un recurso que puede estar bien al principio, pero como os digo, llegó un punto en el que se me hizo bastante aburrido. Es verdad que la narración es bastante rápida y la novela se lee bastante bien, pero ese punto central donde la tensión debería ser enorme se rompe porque realmente sabes lo que va a pasar: lo mismo que en las páginas anteriores. Sin embargo, hacia el final la novela vuelve a mejorar.

Siempre se ha dicho que el señor King no sabe escribir finales y aunque no estoy de acuerdo al 100%, es verdad que muchos de sus finales son un poquito flojos en comparación al resto de la novela pero en esta ocasión tengo que decir que el final es lo que más me ha gustado, ya que me parece muy distinto a otros finales que suele escribir el autor.

En cuanto a los personajes, nos encontramos que, a diferencia de otras novelas suyas, solo son dos: Paul Sheldon y Annie Wilkes.

Como ya hemos dicho, Paul es un escritor de éxito gracias a s personaje Misery, heroína de novelas románticas de las que el autor está harto. En Paul vemos un reflejo de lo que el propio King sufrió en el pasado: abuso de alcohol, tabaco, frustraciones…Es un hombre atormentado por el éxito que un día se ve postrado en cama después de un accidente y a merced de una mujer que es como una bomba de relojería, tan loca que ha llamado a su cerda Misery. Porque sí, Annie está loca.

Annie era enfermera y aunque desde el principio sabemos que está loca no es hasta que se va acercando el final que sabemos lo que sucede con ella realmente. Annie tiene a Paul encerrado en el cuarto de invitados, lo cuida y cuando lee la última entrega de Misery le obliga a escribir otro final.

Son dos personajes que me parecen excepcionales y muy complejos. Quizá el que más cambios sufre es Paul, ya que pasa de ser un hombre de éxito a estar recluido en una casa abandonada en medio de la nada merced de una desequilibrada de la que depende para todo y que se divierte torturándolo. Annie, aunque loca, está perfectamente construida. Esto es algo que me gusta mucho del señor King, que aunque sus personajes estén locos es una locura estudiada y perfecta.

La verdad es que esta lectura me ha gustado bastante a pesar de ese pico hacia abajo en la historia y era algo que necesitaba para que leer se volviera a convertir en un placer. La película no la he visto todavía, pero estoy deseando tener un rato libre para poder hacerlo y disfrutarla.

¡Hasta la próxima!

Valoración: 7/10

Reseña: La larga marcha

  • Título: La larga marcha /(The Long Walk)
  • Autor: Stephen King
  • Traductor: Hernán Sabaté
  • Género: terror
  • Editorial: debolsillo
  • Número de páginas: 350
  • Precio: 9,45 € (Puedes comprarlo aquí)

Bienvenidos un lunes más por aquí, de nuevo con el rey del terror, del que hacía mucho que no escribía una reseña por aquí, ya que últimamente las he escrito todas para A Librería, no sé por qué.

En esta ocasión os traigo un libro de los menos conocidos de Stephen King, La larga marcha, cuyo argumento es muy sencillo: en una sociedad presumiblemente distópica y militarizada, gobernada por el Comandante, todos los años se celebra una macabra marcha que no termina hasta que 99 jóvenes han fallecido.

Es la típica historia de battle royale pero con la diferencia de que los jóvenes no se tienen que matar entre ellos ni tratan de derrocar el sistema en el que están. Los chicos solo caminan, sin bajar de determinado ritmo, hasta que no pueden más y o bien mueren de puro agotamiento o mueren porque han recibido tres avisos y los militares se encargan de “darles pasaporte”.

Esta no es una novela de acción, ni de aventuras, ni de supervivencia al estilo tradición. Es una novela psicológica en la que la angustia viene dada no por la aparición de seres sobrenaturales sino por los pensamientos de los propios personajes, que son los que van hilando la trama. Leyendo los comentarios de goodreads mucha gente decía que era aburrida porque no pasaba nada, y claro, si lo que vas buscando es un libro de los típicos de Stephen King te vas a chocar con un muro que te va a golpear de frente, este es uno de esos libros psicológicos en los que King juega con la mente no solo de los protagonistas sino de los lectores.

Me ha parecido una reinvención del género que yo he llamado battle royale (aunque está editado antes que el libro nipón) en la que el maestro nos demuestra una vez más por qué es el Rey de la escritura.

La Marcha la comienzan 100 jóvenes y solo uno llega al final. El personaje central es Garraty, un joven al que mucha gente va a apoyando a lo largo del camino. Este joven va haciendo amigos, aunque pronto descubrirá que hacer amigos en la Marcha es un gran error, porque muchos caerán antes que tú y ninguno hará nada cuando llegue tu hora.

Es curioso porque aunque  las personalidades de los marchadores al comienzo están bastante claras, vemos como el esfuerzo, el tiempo y la presión van minando su moral y los va hundiendo hasta hacer que el chico que comenzó la Larga Marcha el 1 de mayo no sea el mismo que acaba tres días después, porque sí, son tres días marchando, sin parar, sin un descanso, porque un descanso puede significar la muerte. Y lo que es más aterrador de todo es que es una Marcha absurda y sin sentido, un camino directo a la muerte, pero los participantes no parecen saberlo hasta que no es demasiado tarde…

Sin ninguna duda, si os gustan las novelas que juegan con vuestra mente, esta es la vuestra. No es demasiado larga. Al menos no para lo que suelen serlo las novelas de este hombre, y se lee bastante rápido.

Valoración: 8/10

Reseña: Confesiones de un vampiro

  • Título: Confesiones de un vampiro
  • Autor: Anne Rice
  • Traductor: Marcelo Covian
  • Género: terror
  • Editorial: Timun mas
  • Páginas: 335
  • Precio: 9,45 (puedes comprarlo aquí)
Vivía como un hombre que quería morir, pero no tenía
el valor de matarse

Otro lunes más estamos aquí, con una nueva reseña que da comienzo a una saga: Crónicas vampíricas de Anne Rice. No sé cuándo podré leer los demás, aunque espero que sea pronto, para no perder el hilo de la narración y porque, a pesar de todo, tengo muchas ganas de continuar con esta autora y con esta temática, porque los vampiros, aunque son los seres más conocidos en general, para mí son bastante desconocidos y apenas he leído literatura vampírica.

La película Entrevista con el vampiro está inspirada en esta novela y es una de mis películas favoritas, me encanta, pero nunca me había lanzado a leer la novela que, por desgracia, no estará entre mis favoritas de este año.

Sin más dilación, comencemos con la reseña.

Sinopsis:

Por primera vez en la historia, un auténtico vampiro confía sus más íntimos secretos. Un joven periodista logra que Louis, en una apasionante confesión, explique cómo se transformó en semejante ser y narre las circunstancias, a veces enternecedoras, por momentos terroríficas, en que se debatió su existencia desde entonces.

De este libro había oído muchas cosas, tanto buenas como malas. Las malas eran siempre las mismas: que la novela era muy densa y que costaba entrar en la historia. Yo, a lo loco, decidí ignorar estas críticas y centrarme en las que la alababan y la encumbraban. Creo que con esto he aprendido que los extremos nunca son buenos porque ni es tan horrible (aunque a veces sí que me han dado ganas de abandonarla) ni es tan grandiosa.

En cuanto a la historia, nos encontramos que es, básicamente, un monólogo de Louis, lo que en ocasiones sí que puede ser bastante aburrido, porque los demás personajes que aparecen (Lestat, Claudia, Armand) no tienen voz propia, sino que los vemos a través del filtro de Louis  y sentimos hacia ellos lo que él siente.

Otro detalle que ha hecho que la novela se me hiciera muy pesada es que no está dividido en capítulos. Sí que tiene tres partes, pero son extensas y a veces seguir todo el hilo, si tenías que abandonar la lectura, era algo costoso, porque aunque todo seguía un orden lógico, a Louis a veces le daba por divagar sobre el sentido de la vida o discutía con los demás personajes temas intensos que te obligaban a tener todos los sentidos alerta.

También está el hecho de que la primera persona a veces es tramposa, porque Louis recuerda todo, cada detalle, por insignificante que fuera (que si cómo era el sombre de Claudia, los guantes de Lestat, etc) que sí que le puede dar cierta riqueza a la historia pero hace que pierda en verosimilitud, porque el lector no puede creer que recuerde tantos detalles. Además, he dicho que tanto detalle puede dar riqueza a la obra pero, en esta ocasión, lo que hace es convertir el libro en algo denso y en ocasiones muy tedioso.

En cuanto a los personajes, nos encontramos con Louis, quien es convertido en vampiro después de unos tristes acontecimientos. Al principio él no es consciente de lo que ha hecho, pero cuando se va dando cuenta de que se han convertido en un ser que tiene que matar para sobrevivir, se vuelve bastante insufrible, siempre llorando por lo que ha hecho, siempre arrepentido. A pesar de que sabe que Lestat no le enseña como debe y que estaría mejor sin él, no se ve capaz de abandonarlo y, cuando por fin se decide, este le engaña para que se quede a su lado.

Lestat, lo vemos solo a través del filtro de Louis, aunque el segundo volumen de la saga está dedicado a él y espero que me aclare algunos aspectos de su vida, es un personaje despreocupado de todo y al que nada parece importarle. Es egocéntrico y manipulador y no le importa infringir las reglas o causar dolor para conseguir sus objetivos. A Lestat le conocemos únicamente por lo que Louis nos dice y como Louis le odia, nosotros le odiamos también.

Claudia es una niña hermosa, una muñeca perpetua a la que el egoísmo de Lestat condena, porque aunque una vez tuvo cinco años, su mente crece mientras su cuerpo va muriendo. Ella odia a Lestat por lo que le hizo a la vez que le ama. Con Louis le pasa algo parecido. Es una niña, sí, pero bajo sus rubios cabellos se encuentra una mente perturbada. Quizá, de todos los personajes que aparecen, es al que menos cuesta querer, porque a pesar de sus arranques de ira y de su gran ego (herencia de Lestat), es una niña a la que le ha prohibido crecer.

En definitiva, esta es una historia que, si te gustan los vampiros y las largas reflexiones, es bastante recomendable pero que si lo que buscas es pasar un buen rato, deberías descartar.

Por cierto, el ejemplar lo compré en una tienda de segunda mano, por lo que no se corresponde con el que os dejo en el link de arriba.

Valoración: 6/10

Reseña: cuentos populares albaneses

  • Título: Cuentos populares albaneses
  • Traducción, selección y notas: Ramón Sánchez Lizarralde
  • Género: cuento
  • Número de páginas: 233
  • Editorial: Miraguano Ediciones
  • Precio: 12, 35 € (puedes comprarlo aquí)

¡Y aquí estamos!

Después de un largo y merecido descanso, regreso con las reseñas, a ver si consigo mantener de nuevo el ritmo y no dejaros sin mis maravillosas entradas, aunque os recuerdo que siempre podéis seguirme en Instagram, donde nunca dejo de hablar de libros.

La lectura de hoy forma parte del reto de #200países200libros que estoy realizando con mi querida Sara de Letras en el Aire. Para Albania no encontrábamos apenas autores que estuvieran en español, pero este libro  nos vino como anillo al dedo, ya que amamos los cuentos y me parecen una forma buenísima de ir conociendo otras culturas.

Como ya sabéis, para Alemania leímos los cuentos de los hermanos Grimm y, como ya os digo en la reseña (os la dejo por aquí por si no la habéis leído) a veces se me hacían bastante repetitivos. En este caso pasa algo parecido, pero es verdad que no ha sido una sensación de machaque tan continua. Creo que esto se debe a que los cuentos, aunque pudieran ser parecidos, me eran totalmente desconocidos, además, a diferencia de los hermanos Grimm, me han parecido un poco más macabros y oscuros.

En cuanto a la extensión de los relatos, es variable. Algunos eran muy cortos y otros en exceso largo, pero he podido comprobar que todos (desde los de dos hojas hasta los de diez) cumplen con las características de los cuentos (si os interesa, podéis leer a Propp y sus treinta funciones, aunque son alguna más).

No hay mucho que decir, ya que no puedo analizar los cuentos uno a uno y en conjunto la valoración es positiva. Sin duda, los cuentos para disfrutarlos y conocer un poco más a los pueblos.

Valoración: 7/10